CUIDADOS DEL PEQUE
¿Cómo ayudarle a echar los gases?

Los lactantes, al mamar o beber la leche del biberón, tragan también aire que pueden convertirse en molestos gases dentro de su estómago. Por eso hay que saber cómo sacarle los gases después de cada toma


Entre pecho y pecho, o cada 60 0 90 ml de leche si tu bebé se alimenta con biberón, conviene que el pequeño eche los gases que pueda haber acumulado mientras tragaba, ya que si se quedan dentro pueden irritarle el estómago y acusar dolor y desgana al comer. 
 
Para evitar los gases debes dejar al bebé tranquilo después de comer, no le muevas enérgicamente. Si toma biberón, asegúrate de que la tetina y el agujero son adecuados a su edad. Si tiene muchos gases, compra una tetina o biberón especial anticólicos.
 
¿Cómo ayudarle a eructar?

Algunos bebés echan los gases solos sin problema, pero a otros quizá deberás ayudarles:
 
– Siéntate erguida y apoya el cuerpo del pequeño en tu pecho. Sostenle la cabecita con una mano y la espalda con la otra y dale ligeras palmaditas en la misma.
 
– Sentada, coloca al bebé boca abajo en tu regazo. Vigila que su cabeza quede más arriba que sus nalgas. También puedes darle palmaditas en la espalda en esta postura.
 
– Siéntale sobre tus rodillas, de espaldas a ti, con su cuerpo inclinado hacia delante. Sujeta su pecho y cabeza con una mano y frótale la espalda con la otra. 
 
– Túmbale boca arriba y masajéale el vientre.
 
– Tumbado boca arriba, coge sus piernas por los tobillos y muéveselas haciendo círculos. 
 
A medida que crece aprende a comer sin tragar aire y no será necesario que le ayudes a echar los gases entre las tomas.