CUIDADOS DEL PEQUE
¿Cómo eliminar los piojos?

Los piojos son unos parásitos muy molestos que se propagan con facilidad, especialmente en niños pequeños que juegan con las cabezas juntas, comparten gorros o peines, etc. La buena noticia es que son fáciles de eliminar siguiendo una serie de pautas.

 

Los piojos son unos parásitos que habitan entre el pelo de las personas (sobre todo de la cabeza) y se alimentan de nuestra sangre. Miden entre 2 y 4 mm y se reproducen muy rápidamente.

 

La saliva del piojo irrita la herida que causa en la cabeza al alimentarse, provocando un picor muy intenso y molesto.

 

Los piojos no tienen alas, no vuelan, pero son capaces de dar grandes saltos, por lo que pueden pasar de la cabeza de una persona a otra. También pueden vivir unas horas en objetos, por lo que el contagio puede venir de compartir o usar artículos que hayan estado en contacto con los piojos, como peines, bufandas, gorros, etc.

 

Tratamiento y prevención

 

Para acabar con los piojos lo mejor es comprar un producto específico de los que se venden en farmacia, aunque el vinagre también es muy efectivo. Debes aplicárselo en el pelo siguiendo las instrucciones correspondientes. Además, compra una lendrera o peine especial para quitar las liendres y los huevos, para evitar que se sigan reproduciendo.

 

Lava toda la ropa que pueda haber estado en contacto con su cabeza a unos 55 ºC durante unos 20 minutos, incluida la ropa de cama. También los juguetes, peines, gomas, diademas…

 

Y una vez acabes con la infestación, lávale la cabeza a menudo y revisa periódicamente por si vuelven a aparecer.