DIVERSIÓN EN FAMILIA
Juegos para toda la familia
Juegos

Jugar en familia es muy beneficioso para el desarrollo del niño y para fomentar los vínculos entre todos los miembros de la familia. Por eso, no pierdas la tarde del sábado viendo la tele sin parar y dedica tiempo a alguno de estos divertidos juegos.

Los niños pequeños, entre 0 y 4 años, siempre quieren jugar con sus padres. Pero a partir de esta edad, especialmente si son varios hermanos, comienzan a desarrollar sus propios juegos sin la necesidad de que sus padres estén presentes, lo que hace que los juegos en familia se vayan perdiendo.

Sin embargo, hay que evitar que esto pase ya que jugar todos juntos es fundamental no solo para el desarrollo físico, mental y social del niño, sino también para estrechar las relaciones entre todos y fomentar la comunicación y la confianza.

Así que tengan la edad que tengan tus hijos, no te olvides de seguir jugando con ellos siempre que podáis.

Entre las mejores opciones de juegos en familia encontramos:

– Juegos de mesa. Existe gran cantidad de juegos de mesa en el mercado, y seguro que contáis con muchos en casa. Busca aquellos más aptos según la edad y los gustos de los niños para que no se aburran o quieran abandonar.

– Representaciones teatrales. No hay nada más divertido que inventarse una obra de teatro, ensayarla y representarla para toda la familia. Esta opción os proporcionará tardes de diversión mientras preparáis todo y un recuerdo inolvidable que incluso podéis grabar en vídeo.

– Manualidades. Collage, dibujos, cuadros, álbumes de fotos… son muchas las opciones que puedes encontrar en internet para hacer manualidades con los niños. Busca objetos que podáis reciclar y así, a la vez, les enseñarás a cuidar el medioambiente.

Deporte al aire libre. Los juegos y deportes al aire libre son además muy sanos y ayudarán a evitar el sedentarismo y la obesidad en toda la familia. Podéis incluso hacer competiciones de padres contra hijos u hombres contra mujeres. Fútbol, baloncesto, tenis, pádel, ciclismo… son miles las opciones divertidas. Eso sí, elegid un deporte que os guste a todos y todos podáis practicar.

– Videojuegos. Las consolas no son malas si saben cómo y cuánto usarse. Buscad juegos que podáis realizar todos juntos como karaoke, bailes o competiciones deportivas con un mando de movimiento. Es divertido y atraerá a los niños enseguida.