APRENDE A INTERPRETARLOS
Planes para el verano en la ciudad

Si las circunstancias os impiden marcharos de vacaciones, no os preocupéis por los niños pues las ciudades ofrecen innumerables actividades asequibles con las que los pequeños se lo pasarán en grande.

Se acerca el verano y con él, casi tres largos meses en los que los pequeños de la casa no tendrán que ir al colegio. Si las condiciones lo permiten, seguramente la familia se vaya de vacaciones un tiempo pero… ¿qué pasa con el resto de días? No hay que agobiarse, existen innumerables planes para que los niños pasen un verano de lo más entretenido y productivo:

§   El cine de verano: la mayoría de las ciudades ofrecen sesiones de cine al aire libre con la llegada del bueno tiempo. Casi todos estos cines suelen ofrecer dos sesiones: una para niños y otra para mayores. Es una estupenda idea para ver una película de una manera diferente. Además, los precios suelen ser más económicos que los de las salas comunes. Lo único que tienes que hacer es buscar el de tu ciudad.

§   Los museos pueden ser una buena manera de aprovechar el día con los niños aunque no deben de ser muy pequeños porque se cansarán rápido. Los que más les suelen gustar son los de ciencias naturales, de paleontología, de transportes (barcos, trenes, coches antiguos…), el museo de cera, etc. Lo mejor, darles a elegir entre las opciones que ofrezca tu ciudad para ir en función de sus gustos.

§   Los parques temáticos y zoológicos son actividades que nunca fallan si estamos con niños. A la mayoría de los pequeños les suelen encantar. Lo malo de ir en verano es que puede hacer demasiado calor pero con una buena gorra y mucha agua pasaréis un día en familia de lo más divertido.

§   Si no tenemos piscina en nuestra comunidad y vivimos en una ciudad sin playa no hay problema, siempre podemos acudir a las piscinas municipales de nuestra localidad. Hay que cerciorarse de que tienen piscina para niños pequeños, buenas instalaciones y zonas con sombra para poder comer. Suelen ser una de las actividades favoritas de los pequeños de la casa.

§   El turismo en nuestra propia ciudad no se debe descartar, seguramente aún os queden rincones que a vuestro hijo le gustará conocer. Si no es así, podéis acercaros a pueblos cercanos para pasar el día de excursión, visitar un lugar nuevo, ir a piscinas naturales o bañaros en el río, hacer excursiones en bici o cualquier otra cosa que queráis. La cuestión es cambiar de aires, aunque sea por un día.

§   Si los padres trabajan existe una estupenda opción para que los niños aprovechen el verano al máximo posible y sin aburrirse: las colonias o campamentos de día. Son campamentos en la propia ciudad donde se reside organizados por los ayuntamientos o las juntas municipales. Empiezan por la mañana y acaban a media tarde (suelen coincidir con los horarios más comunes de trabajo) y organizan juegos, deportes y otras actividades donde los pequeños pasarán el día haciendo nuevas amistades.

§   Estas son algunas ideas para el verano pero la ciudad donde residís seguramente tiene una página web de los servicios municipales donde se detallen todas las actividades posibles destinadas a los niños. Echad un vistazo y elegir las que más os gusten y se adapten a vuestras posibilidades.