APRENDE A INTERPRETARLOS
Psicomotricidad infantil

La psicomotricidad es una técnica que ayuda a los niños en su desarrollo. Se ocupa de la interacción que se establece entre el movimiento, el conocimiento, las emociones y la capacidad para expresarse y relacionarse con el mundo que le rodea. En las guarderías y colegios infantiles hay clases de psicomotricidad, pero tú también puedes practicar con tu niño en casa

 

 

Desde los 0 a los 3 años hay que trabajar lo más posible el área motora para favorecer el correcto desarrollo del pequeño. Pero la psicomotricidad no es simplemente una serie de ejercicios que le ayudan a desarrollar sus capacidades musculares y motrices, contribuye también a la estimulación del cerebro, el equilibrio, la capacidad intelectual, descubrir y expresar sus sentimientos y emociones…

No obstante, hay que tener en cuenta a la hora de hacer este tipo de ejercicios que cada niño tiene su ritmo, nunca hay que presionarle ni agobiarle.

 

Ejercicios que podéis hacer en casa:

– Coloca objetos llamativos y de colores delante de él para incitarle a ir a por ellos.

– En cuanto pueda empezar a arrastrase, estimula el gateo, es un ejercicio muy completo.

– Los masajes después del baño le ayudan a reconocer su cuerpo.

– Cántale y ponle canciones infantiles.

– Cuéntale cuentos y háblale constantemente.

– Cuando pueda levantarse y ponerse de pie solo, es momento de ayudarle a dar sus primeros pasos agarrado a ti.

– Busca juegos estimulantes y educativos que le entretengan a la vez que estimulan sus sentidos y sus habilidades.