APRENDE A INTERPRETARLOS
¿Sus ojos lagrimean mucho?

A los recién nacidos, a menudo, les lagrimean los ojos, incluso en ausencia de llanto. Las causas más comunes son: conjuntivitis, agentes irritantes o una obstrucción temporal de los conductos evacuadores de las lágrimas. Si tu pequeño sufre esta molestia

  • Practica un masaje 2-3 veces al día en la zona situada entre el ángulo interior del ojo y la nariz.
  • Mantén siempre limpia la nariz del pequeño con la ayuda de una solución fisiológica.
  • Lava sus ojitos con agua esterilizada.
  • Si la situación no mejora antes del sexto mes, visita al especialista, quien excluirá otras causas del lagrimeo.